Senderos de palabras - Reflexiones sobre la casa

Senderos de palabras 43.jpg
Banner hecho con png de Fuente

*************

Acerca de la casa se han escrito libros o ensayos muy relevantes y llamativos. El tratamiento que me interesa no es, obviamente, el arquitectónico ni ingieneril, sino el que aborda el tema desde una perspectiva filosófica o humanista en general. Así, de mis diversas lecturas he extraído algunas ideas que me resultan de interés, pertenecientes a tres autores diferentes, y que quiero compartir con ustedes.


image.png
Chaumes de Cordeville à Auvers-sur-Oise (1890), de Vincent Van Gogh Fuente - Dominio público -


El templo y la casa es un libro publicado por Monte Ávila Editores hace muchos años (1969), escrito por Lord Raglan, de quien no se consigue mayor información, excepto que fue presidente del Real Antropological Institute de Londres.

(…) el carácter sagrado de la casa se debe a que originalmente fue el escenario del rito más importante de la religión temprana: el matrimonio de la tierra y el cielo.

Gaston Bachelard, autor francés ya citado antes en esta sección, filósofo, epistemólogo y poeta, tiene entre sus famosos libros La poética del espacio: De ese hermoso libro esta cita:

Nuestra alma es una morada. Y al acordarnos de las "casas", de los "cuartos", aprendemos a "morar" en nosotros mismos.

El crítico, académico y poeta venezolano Aníbal Rodríguez Silva (1952-2016), quien publicara amplios trabajos sobre la obra poética de los venezolanos Rafael Cadenas y Eugenio Montejo, en su estudio de la ética en uno de los más importantes filósofos del siglo XX, Hans-Georg Gadamer, dice:

(…) ética es estar cómodo en casa, sentirnos a gusto, habitarla, sentirnos en casa. Pero sentirnos en casa es también compartir el mundo común que nos proporciona el lenguaje. (…) Estar en casa es estar en la ciudad, ser ciudadanos. (…) Vivir en casa es, por tanto, el intento del hombre por darle orden, sentido a su mundo.


Fragmento pintura de Van Gogh.jpg
Fuente


El talante sagrado de la casa (idea que comparto en el sentido amplio de la palabra "sagrado") apuntado por Raglan –quien se apoya en antropólogos como Hocart que señala la relación con la protección del fuego ("el fuego del hogar", en una suerte de redundancia)– manifiesta una perspectiva de sumo interés al sostener que la casa sería primariamente el espacio donde se consagra el mito-rito del Cielo y la Tierra como pareja divina, que los antiguos habían imaginado. Este mito se vincula con los procesos de concepción, nacimiento y fertilidad de la tierra, que se condensarían simbólicamente en la casa.

Luego tenemos lo expresado por Bachelard, en su característico estilo poético. La casa es el lugar del habitar, y en ella nos encontramos, somos, pues la casa también nos habita. "Habitar" es más que "estar"; es ser-ahí en ese espacio y presente que nos constituye emocional, espiritualmente, y que hace nuestra memoria afectiva.

Finalmente, la interpretación que realiza Rodríguez Silva (tan tempranamente fallecido) destaca un sentido ético de la casa poco tratado. Siguiendo a Gadamer, hurga en la filología de la palabra ethos vinculada a otra griega oikos, que refiere a casa. De allí construye esa correlación tan significativa e importante, que haría falta que en este tiempo la tuviéramos presente: somos casa (hoy más que nunca), y por esa vía, habitantes de un orden que compartimos con otros: la ciudad es (o debería ser) la gran casa.


Referencias:

Bachelard, Gaston (1986). La poética del espacio (2ª ed.). México: Fondo de Cultura Económica.
Raglan, Lord (1969). El templo y la casa. Caracas: Monte Ávila Editores.
http://lbarragan.blogspot.com/2011/02/de-la-razon-dialogica.html

Vector abstracto 1.jpg


Agradecido por su lectura.


#
#
Gif diseñado por @equipodelta

Gift TalentClub.gif

H2
H3
H4
3 columns
2 columns
1 column
1 Comment