Cocinando croquetas II, la elaboración by @chila





Tras la laboriosa y meticulosa preparación de la bechamel y después de haberla mantenido en el refrigerador al menos una noche o las recomendadas 24 horas nos disponemos a dar forma y construir la croqueta a partir de su ingrediente principal. Las formas son las que imagines, redondas, cuadradas, con forma de balón de rugby, con forma de galleta, pero bueno, las que yo hago son algo alargadas y nada pequeñas, para que con dos o tres croquetas quedes satisfecha como entrada a un almuerzo.




20210408_184831.jpg



Ingredientes necesarios


Unos huevos batidos y pan rallado para rebozar, el rebozar es un arte, el pan a usar determinará el éxito de la croqueta y en esta ocasión creo que he arriesgado con un pan crujiente algo grueso, la idea es que cruja el exterior y la bechamel se sienta muy suave con sabor a jamón y textura a cebolla dulce.



20210406_163227.jpg


Pero la base de la croqueta es la deliciosa, cremosa y suave bechamel que cocinamos ayer con todo nuestro amor, 24 horas serán suficiente para que esa textura coja con fuerza bajo el aceite hirviendo y mantenga los sabores de su ingrediente principal, el jamón serrano.



Barra colombia.png


20210408_185512.jpg

    Podemos usar una manga pastelera donde introducir la bechamel para según estrujemos y abramos el hueco de salida nos resultará el tamaño de la croqueta pero al no disponer de ella recurrí al remedio casero, cuchara y dar forma con las manos.



20210408_203138.jpg



Rebozado en huevo y pan rallado


Cuando más o menos he creado la forma introduzco la croqueta en huevo para que el pan rallado se haga al cuerpo de la croqueta, mi consejo para la siguiente es harinar una base sólida donde depositar la bechamel antes de meterla al huevo y al pan, esto le dará más consistencia.



20210408_185757.jpg



En este caso las estoy haciendo con elementos muy básicos, como si solo dispusiéramos de nuestras manos, huevo y pan. No quiero que la falta de algún otro ingrediente evite poder terminar y decorar nuestras croquetas de jamón, de cualquier forma tomen el consejo de la harina para la siguiente vez que lo intenten.


Para compensar un poco el hecho de que queden algo blandas o con la duda de la inconsistencia aconsejo meter al congelador las croquetas resultantes, las que vayan a usar en seguida las podrán sacar en el transcurso de una hora de congelación para que queden bien consistentes y no corran el riesgo de que se deshagan o abran en el proceso de freírlas, pero este paso será para mañana.



Besos @chila


20190110_220247.jpg

Todas las imágenes son propiedad de @chila

Join the conversion now